Natural y Recién hecho

 

Nuestras empanadas, pastas, bizcochos… se hacen de la misma manera que en nuestros comienzos. Seleccionamos los mejores ingredientes, buscamos productos locales, respetamos los tiempos de reposo, elaboramos a mano con esmero, no utilizamos conservantes y cada día son cocidas en hornos de piedra refractaria.

El proceso es largo, arduo y delicado, pero sin duda vale la pena el esfuerzo.